Férrea lucha de productores por el agua

IMG 8728Organismos hidroagrícolas del norte de Sinaloa que representan a más de 50 mil productores, mostraron una sólida unidad para expresar su determinación de defender por la vía legal y pacífica el derecho que les otorgan sus concesiones, en contra de la pretensión arbitraria de otorgar volúmenes de agua para nuevos usuarios.

Encabezados por el dirigente de la Asociación Nacional de Usuarios de Riego, Quintín Suárez Andujo, coincidieron en señalar que la Cuenca que abastece al sistema de presas de la región no genera el agua suficiente para otorgar nuevas concesiones y que en caso de que se aprobaran, entonces se pondría en riesgo el derecho de quienes históricamente lo han tenido.

En ese sentido, el líder de la ANUR, indicó que en primera instancia “queremos demostrarles la unidad existente entre el distrito 075 y del 076, las dos redes mayores de los dos distritos, las organizaciones a las cuales también pertenecemos nosotros, como los es la Asociación de Agricultores del Rio Fuerte Sur, la Asociación de la Pequeña Propiedad de Ahome y de Guasave y el Comité Campesino Número 5”.

Dijo que como dirigente nacional, como líder moral de los usuarios de riego, tiene la obligación de atender las demandas de los presidentes de los módulos de riego y ellos a su vez, de los usuarios de riego.

“Ha habido en estos días también varias asambleas, donde los usuarios en sus módulos, en sus asambleas les han pedido a sus presidentes que son sus representantes legales, defiendan su derecho, su título de concesión”.

Sin embargo, aclaró que como usuarios de riego, con una concesión debidamente etiquetada y dada en su derecho, no están en contra de que se le dé agua a mas mexicanos, siempre y cuando esa agua sea otorgada legalmente y basada estudios técnicos que sean debidamente comprobados.

“Pero no aceptamos los estudios inexactos que últimamente se han estado publicando en el diario oficial y que ha generado las esperanzas de que gente que como todo mexicano quieren tener derecho al agua de riego”.

En contraparte, Quintín Suárez recalcó que el gobierno federal ha hecho muchos compromisos de modernizar la infraestructura hidroagrícola, de dar presupuesto para tecnificación, pero que en la realidad el gobierno no ha cumplido.

“Nosotros como usuarios, tenemos muchos componentes donde aportamos el 50 por ciento de los recursos para tratar de tener un mejor manejo integrado del agua. Pero últimamente el gobierno federal ha bajado el presupuesto en materia hidroagrícola, hace algunos a los teníamos 13 mil millones de pesos, y este año cuando mucho va a llegar a 4 mil millones de pesos”.

Explicó que están haciendo un esfuerzo para tener una mejor manejo eficiente del agua, pero que si el gobierno federal no les ayuda, jamás se podrán conseguir ahorros suficientes como para beneficiar a nuevas zonas de riego.

“Quiero dejar bien claro y enfatizar que ni la Asociación Nacional de Usuarios de Riego, la cual yo dignamente represento ni la Red del Valle del Fuerte ni la del Carrizo damos concesiones. Nosotros no somos el gobierno federal ni somos la comisión nacional del agua, por ahí han estado manejando que nosotros damos concesiones y nos beneficiamos de alguna manera financiera dando concesiones, o ANUR vendiendo concesiones a los módulos de riego, al igual que las redes mayores”.

Quintín Suárez dijo que solamente son líderes morales y los dirigentes y representantes legales de los usuarios son los presidentes de los módulos de riego, que fueron electos por una asamblea a los que ellos se deben

“Y estos usuarios a los que les está dando la defensa por los módulos de riego, representados por los presidentes, tanto en el distrito 075 como en el 076, son más de 50 mil usuarios los cuales serían perjudicados si estas concesiones se dan sin tener la verdad un estudio que este comprobado que sea real”.

DEFENSA LEGAL

Por su parte, el presidente de la Red Mayor del Valle del Fuerte, Rafael Fernández Esquerra, acusó que quienes desean adquirir nuevas concesiones y agreden a quienes defienden sus derechos, “enfocan mal sus baterías, porque son los módulos los que hacen la defensa legal, con sus respectivos licenciados”.

Aclara que ya se tiene un estudio muy claro, validado con la Conagua, en el cual se pone de manifiesto que la Cuenca no oferta más agua.

Sin embargo, recalcó que si se hacen inversiones en el canal Valle del Fuerte, si se podría ayudar a los demandantes, en caso de haber ahorros considerables.

“La capacidad de conducción Valle del Fuerte, no se le puede colgar más tierras, sería un gran problema, porque esta infraestructura ya es obsoleta, desde hace 50 años”.

En su oportunidad, el presidente de la Red Mayor del Valle del Carrizo, Juan Enrique Labastida, dijo que como organismos son únicamente administradores del agua que les otorga Conagua, pero que es claro que todos están unidos en contra del otorgamiento ilegal de concesiones a nuevos usuarios.

“Si se cumple con todos los requisitos de la ley, y el principal es un estudio que existe agua suficiente para repartir estaríamos de acuerdo, pero esa agua no existe, de acuerdo a estadísticas con 72 años de registro de escurrimientos, no hay sobrantes”.

Detalló que los escurrimientos son de 4 mil 300 millones de metros cúbicos y según estudios de la propia Conagua, dicen que la capacidad de aportaciones del río esta sobre ofertada desde 60 y 100 millones de metros cúbicos. “Todavía cargarle más a una capacidad sobre ofertada es mucho muy peligroso”.

Asimismo, Elías Godoy, en representación de los módulos de riego de El Carrizo, dijo que no es justo que los productores, aparte de las plagas, malos precios y pésimos líderes, tengan que estar preocupados ahora por defender un derecho que ya tienen históricamente.

“Estamos para defender el legítimo derecho de los agremiados. El derecho de una persona termina donde empiezan los del otro. No se vale que el gobierno finque falsas expectativas a personas que tienen necesidad, pero no queremos que se tergiversen las cosas y se nos señale como los malos de la película, todos tienen derecho, pero no nos pueden quitar algo que ya está otorgado y lo vamos a defender hasta las últimas consecuencias”.

Mientras tanto, Juan de Dios Santos Soto, presidente del módulo Leyva Solano, dijo que como organismos son respetuosos en las acciones, pero que de igual manera quienes desean presionar al gobierno por nuevas concesiones, deben respetar a los dirigentes de los organismos.

Reprobó las manifestaciones en casas particulares, particularmente la realizada en la casa de Quintín Suárez.

De igual manera, Carlos Martínez, presidente del módulo Ruiz Cortinez, aclaró que no están en contra de que se abran nuevas tierras al cultivo, pero que es necesario que el gobierno cumpla primero con sus compromisos.

Recordó que el proyecto Huites se fincaba en la tecnificación de los valles, en le pavimentado del Canal Valle del Fuerte, situación que a la fecha no se ha cumplido.

“Que la cumplan a más de 20 años lo que Conagua no ha cumplido. Si se cumple esa promesa se soluciona este problema”.